amazon

lunes, 30 de abril de 2012

Exposición 2 (continuación)


Continuación
...En esta imagen que veremos a continuación la medida fue tomada a la luz de la calle, dejando el interior y sus detalles oscuros, sin embargo este contraluz que pareciera ir en contra de todo lo dicho anteriormente nos funciona perfectamente con lo que queremos expresar en la imagen.


Ahora luego de haber visto vario ejemplos vamos a ver como se hace una medición. En páginas anteriores vimos como se hace el foco antes de hacer el disparo con una cámara digital, en este mismo procedimiento que consta de presionar hasta la mitad el disparador para que la cámara haga foco, de igual forma ésta tomará la medida pertinente en la zona seleccionada.


 En el caso de las cámaras compactas que no permitan más que los programas automáticos, solamente habrá que apuntar según el programa de medición seleccionado (véase programas de medición pág. ¿?),  poniendo al centro de la escena que es de donde usualmente toman la medida tonal estos equipos, presionar el botón de disparo hasta la mitad para bloquear foco y medida, seguidamente re encuadramos y tomamos nuestra fotografía.
Cuando la medida se toma en programa manual con cualquiera de los equipos, el procedimiento es similar solo que disponemos de un exposímetro que usualmente está en el visor, justo en la esquina inferior derecha dentro del mismo visor.




Esta es la representación grafica que observamos, cuando apretamos el botón de disparo, las cifras van variando según la luminosidad de lo que se enfoque, en el caso del ejemplo que estamos viendo, las cifras de la izquierda nos están informando los valores de velocidad de obturación y diafragma. En el lado derecho vemos unos símbolos, estos representan el  espectro de su exposición y sobre exposición.

Por esa razón el símbolo de más a la izquierda del cero nos indica sobre exposición, es decir, que nos está sobrando luz.



Si por el contrario nos marca hacia la derecha es que nos está faltando luz


Al centro está en correcta exposición



Cuando lo ideal es que nuestro exposímetro nos haga la marca justo al centro, donde el cero nos indica que la exposición es la correcta, las líneas que separan cada símbolo de este cero nos indican la cantidad de diafragmas que nos separan del punto medio. En algunos casos una ligera variación en la lectura nos dará una exposición creativa ya que en muchas situaciones unos pocos diafragmas de diferencia hacen que algún punto de la imagen que queramos resaltar se debería exponer de manera diferente al resto de la imagen solamente para resaltarla tal como el ejemplo que tenemos a continuación

En la imagen anterior sacrificamos el entorno por salvar el rostro y con el la expresividad propia de quien está en un escenario, ya que de otra manera nos hubiésemos visto forzados a utilizar el flash, lo que daría como resultado una imagen bastante menos interesante que la que mostramos.
Por supuesto todos estos consejos van en función de combinar el diafragma y la velocidad de obturación, ya que esta combinación es la que nos asegura la exposición  “correcta” según el deseo del fotógrafo, quien manipulará los valores de su cámara en función de lo que quiere como imagen final.



No hay comentarios:

Publicar un comentario